Africa and the EU

Juntos por Nicaragua: Mark, el joven caribeño que impulsa turismo de conservación

09/10/2019 - 21:28
News stories

“Me siento orgulloso de la tierra donde nací.  Soy Mark Humphreys, habitante de la comunidad de Kahkabila, ubicada a unos ocho kilómetros de Laguna de Perlas.

Mi comunidad es indígena miskita y siete años atrás se dedicaba a la pesca y comercialización de tortugas marinas.

Pero desde el año 2014, el rumbo de nuestra comunidad cambió, ya que un grupo de jóvenes decidimos conformar la operadora turística Kabu Tours, para dejar de capturar tortugas. 

Este cambio se reforzó en el año 2017, al llegar a nuestra zona un proyecto que se enfocó en el manejo sostenible de ecosistemas costeros ejecutado por Horizonte 3000, BICU y URACCAN, con apoyo de la Unión Europea.

Todos teníamos un mismo objetivo: preservar nuestros recursos marinos con un aprovechamiento sostenible.

Con el proyecto, recibí talleres sobre el tema, me preparé más en conservación de ecosistemas y emprendimiento verde, y di charlas en mi comunidad, es decir repliqué los conocimientos, porque además soy profesor de ciencias.  

Para mí, esto significó impulsar otras formas de hacer turismo en nuestra zona, tan única en sus recursos costeros.

Con Kabu Tours, ya preparados, optamos por un turismo de conservación, por un turismo científico basado en nuestros recursos naturales y ejecutamos varias acciones de cuido ambiental con los grupos de turistas que nos visitaban.

Ganamos conservando

Recuerdo que recibíamos entre 6 y 7 grupos de turistas al mes, eran visitantes procedentes de Europa, Estados Unidos y de Managua, Nicaragua, y con ellos realizábamos avistamiento de tortugas y arrecifes coralinos, pero ahora evitábamos que los tocaran para no dañar el ecosistema.

A la par de los avistamientos, visitábamos los cayos e incluíamos su limpieza y ese era otro cambio.  Era otra experiencia para los turistas.

También ofrecimos tours en nuestras comunidades para que los turistas conocieran de nuestra cultura, pero explicando cómo nuestros recursos costeros han definido nuestra vida.   Incluso establecimos un pequeño fondo para cuido ambiental, para el cuido de nuestros cayos, su flora y fauna. Y funcionó.

Ahora, a mis 29 años, como presidente de Kabu Tours, mi meta es continuar estimulando el turismo de conservación en el Caribe.  Nos entusiasman los logros que hemos alcanzado en nuestros ecosistemas costeros, porque están reforestados, limpios, y no se explotan irracionalmente. Juntos por el medio ambiente, puedo afirmar que podemos revertir los daños, promover el turismo preservando nuestra flora y fauna”.

Editorial Sections: