Delegation of the European Union for the Pacific
Responsible for Cook Islands, Federated States of Micronesia, Fiji, Kiribati, Nauru, Niue, Palau, Republic of Marshall Islands, Samoa, Solomon Islands, Tonga, Tuvalu, Vanuatu as well as the four Overseas Countries and Territories in the Pacific

Impunidad cero para los delitos contra los periodistas

02/11/2017 - 08:00
News stories

Con ocasión del Día Internacional por el fin de la impunidad para los delitos contra los periodistas, la UE manifiesta su defensa de la libertad de expresión y pide a las autoridades estatales que cumplan sus obligaciones internacionales de proteger a los periodistas e investigar los abusos, dentro y fuera de la UE.

freedom of expression, crime against journalists, impunity, freedom of speech, media, journalists

El 2 de noviembre, Día Internacional por el fin de la impunidad para los delitos contra los periodistas, se recuerda a aquellos que fueron silenciados por ejercer la libertad de expresión, como Daphne Caruana Galizia, periodista de investigación maltesa, y Kim Wall, periodista independiente sueco y antiguo becario en una de las delegaciones de la UE.

La lista de periodistas asesinados dentro y fuera de la UE en 2017 es mucho más larga. A lo largo del último decenio, más de 800 periodistas de todo el mundo han sido asesinados por buscar información y hacerla llegar al público. Sin embargo, solo uno de cada diez delitos cometidos contra trabajadores de los medios de comunicación se tradujo en una condena. La impunidad engendra impunidad y crea un círculo vicioso.

 

En una declaración en nombre de la UE, la alta representante Federica Mogherini señaló: "Condenamos en los términos más enérgicos los homicidios y los actos de violencia, intimidación y hostigamiento contra periodistas y otros agentes de los medios de comunicación. Esperamos que las autoridades estatales cumplan sus obligaciones internacionales protegiendo a los periodistas contra la intimidación, las amenazas y la violencia, con independencia del origen de estas, ya sea gubernamental, judicial, religioso, económico o delictivo. Toda denuncia de homicidio, malos tratos, amenaza o ataque contra periodistas, ya sea por agentes estatales o no estatales, debe investigarse de inmediato de manera eficaz e independiente, para perseguir a los perpetradores de esos delitos y hacer que comparezcan ante la justicia. Cada delito de estos que queda impune es un golpe a la democracia y a los derechos fundamentales, como la libertad de expresión."

La Asamblea General de las Naciones Unidas, en la Resolución de la Asamblea General A/RES/68/163, proclamó el 2 de noviembre el "Día Internacional por el fin de la impunidad para los delitos contra los periodistas". Esta Resolución histórica condena todos los ataques y actos de violencia contra periodistas y trabajadores de los medios de comunicación. También insta a los Estados miembros a hacer todo lo posible para evitar la violencia y garantizar la rendición de cuentas, llevar ante la justicia a los autores de crímenes contra periodistas y trabajadores de los medios de comunicación, y velar por que las víctimas tengan acceso a las vías de recurso legales adecuadas. Asimismo hace un llamamiento a los Estados para que promuevan un entorno seguro que permita a los periodistas realizar su trabajo de manera independiente y sin injerencias indebidas.

La Unión Europea respalda la Resolución de las Naciones Unidas y otros compromisos internacionales a la hora de adoptar medidas activas para prevenir y responder a la violencia contra los periodistas y garantizar que los autores y los instigadores de esa violencia, ya sea estatal o no, comparezcan ante la justicia.

Federica Mogherini declaró en nombre de la UE que la Unión seguirá utilizando todos los instrumentos financieros y de política exterior apropiados para mejorar la calidad del periodismo, el acceso a la información pública y la libertad de expresión, y añadió que la UE desempeña un papel clave en la financiación del Centro Europeo para la Libertad de Prensa y de los Medios de Comunicación y ofrece protección específica a través de los programas de defensa de los derechos humanos.