Delegation of the European Union to Chile

Discurso de la Alta Representante/ Vice Presidenta Federica Mogherini en el Debate Plenario del Parlamento Europeo sobre la situación en Chile

14/11/2019 - 19:55
News

(TRADUCCION NO OFICIAL)

Gracias Señora Presidenta,

El último mes hemos visto una dramática secuencia de eventos en Chile. El país ha sido sacudido por una ola de protestas e incidentes violentos.

El Gobierno declaró toque de queda y estado de emergencia. Desplegó tropas a las calles por primera vez desde que Chile retornó a la democracia hace 30 años. Se levantó el toque de queda y el estado de emergencia, pero las protestas - en su mayoría pacíficas- continuaron en todo el país. El 25 de octubre culminaron en la manifestación más grande en la historia de Chile, con más de un millón de personas marchando para solicitar profundos cambios sociales y económicos. La movilización continúa a la fecha, y cuenta con un amplio apoyo en todos los sectores de la sociedad.

El costo de la crisis es alto: el Instituto Nacional de Derechos Humanos, una institución estatal independiente, ha reportado 22 muertes. Cinco de ellas han sido directamente atribuidas a las fuerzas de seguridad. Dos mil personas resultaron heridas y más de cinco mil fueron detenidas. Se han presentado casi 300 acciones judiciales, incluido por homicidios, violencia sexual y tratos crueles.

Las violaciones de los derechos humanos han movilizado constantes manifestaciones pidiendo justicia sobre los abusos. Al margen de las protestas pacíficas, se producen actos graves de violencia.

Hacemos un llamado una vez más a una ágil investigación de todos los crímenes y violaciones de los derechos humanos, de todos los sectores. Este es un momento importante para la democracia de Chile: una democracia fuerte construida después de años de dictadura. Una democracia que ahora necesita un nuevo contrato social, con un enfoque más fuerte en la lucha contra las desigualdades y en la inclusión social. El Gobierno ha comenzado a responder a las protestas con una serie de importantes medidas: el anuncio de una agenda social, un cambio de gabinete y el lanzamiento de un diálogo nacional ciudadano.

Chile ha anunciado que no acogerá las Cumbres APEC y COP para centrarse en las prioridades nacionales.

Y el lunes pasado, se lanzó un proceso hacia una nueva Constitución, que aborda una larga aspiración de muchos chilenos, ya que la Constitución actual todavía se remonta a los tiempos de la dictadura. También apreciamos mucho la invitación del Gobierno a la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos y a otras organizaciones de Derechos Humanos a enviar expertos. Es esencial seguir escuchando las solicitudes que vienen de los chilenos y atenderlas. En estas semanas, más de 3.5 millones de chilenos se han manifestado pacíficamente en cabildos y encuentros ciudadanos. De esta manera, demuestran su decisión de construir una sociedad más inclusiva y más justa.

Una sociedad tan vibrante es la base de una democracia funcional y fuerte. La demanda por justicia e igualdad no debe ni puede verse eclipsada por los actos de violencia cometidos por una minoría al margen de las manifestaciones. De hecho, la gran mayoría de los ciudadanos y todos los partidos políticos han condenado la violencia de todos los sectores, calificándola como inaceptable. Las instituciones de derechos humanos de Chile están desempeñando un papel fundamental en la coordinación con el Gobierno, monitoreando los derechos de los chilenos y trabajando incansablemente para proteger esos derechos. Estas instituciones han sido formadas en los últimos 30 años de democracia y ahora están jugando un papel crucial en la protección de esa misma democracia.

También es importante que los actores económicos y el sector privado en su mayoría hayan afirmado estar dispuestos a poner de su parte, en apoyo de un nuevo pacto social inclusivo. Hemos condenado desde el principio todos los actos de violencia, y hemos pedido el respeto de los derechos humanos y la debida investigación de todas las violaciones. Nuestra delegación en Santiago y los embajadores de los 19 Estados miembros residentes en Chile han transmitido exactamente el mismo mensaje de manera coordinada a todos los niveles. Todos nuestros interlocutores en el gobierno han expresado el compromiso absoluto, irrevocable e irreversible con el respeto de los derechos humanos en todas las circunstancias.

Al mismo tiempo, reconfirmamos nuestra disposición a apoyar al país y a su gente en este momento de transición. En primer lugar, hemos decidido mantener nuestros programas de cooperación dedicados a la COP25, para apoyar a Chile en su presidencia más allá de la Cumbre que ahora se realizará en España. Para abordar la demanda de justicia social de los manifestantes, también es esencial enfrentar el impacto del cambio climático y hacer que la transición verde sea más sostenible. Pero hay mucho más. La Unión Europea es el tercer mayor socio comercial de Chile y el primer inversor extranjero. Chile es el socio más antiguo de la Unión Europea en América Latina, y nos encontramos en plenas negociaciones de la modernización de nuestro Acuerdo de Asociación.

Nuestros países tienen lazos sólidos. Tanto Europa como Chile han vivido la tragedia de la dictadura y el retorno a la libertad. En los momentos más oscuros de la historia de Chile, hemos abierto las puertas a nuestros hermanos y hermanas que huyen de la persecución. Vengo de un país que lo ha vivido muy de cerca. Somos más que amigos. Somos familia.

Y hoy compartimos la aspiración del pueblo chileno hacia una mayor justicia social y una democracia más inclusiva. Estos valores están en el centro de nuestro nuevo Acuerdo de Asociación, que se centra exactamente en el desarrollo sostenible, los derechos humanos y la acción climática. Europa está dispuesta a acompañar a Chile en este delicado momento de su historia, hacia un nuevo y más inclusivo contrato social. Tenemos plena confianza en que la democracia de Chile es lo suficientemente fuerte como para abordar las demandas de su pueblo, y aprovechar este momento como un paso para crecer aún más fuerte y más inclusivo.

Gracias

Link al video: https://audiovisual.ec.europa.eu/en/video/I-180568 

Comentarios posteriores al debate

Gracias Señora Presidenta, 

Sólo quisiera tomar unos minutos para decir que la mayoría de las opiniones expresadas sobre este tema, obviamente guiarán nuestra acción en las próximas semanas y meses, y las de la próxima Comisión. Tengan la certeza que lo que sucede en Chile, estará siempre en el centro de nuestra atención, debido a los lazos que existen; no solo económicos, sino también lazos sociales e incluso lazos familiares. Es un país que por su historia y cultura está muy cerca de Europa. Por eso, seguiremos estando al lado de Chile en este delicado momento.

Permítanme concluir también agradeciendo el trabajo que el Parlamento Europeo ha estado haciendo y está haciendo en sus relaciones con Chile. Quiero concluir con eso, en particular en Chile, pero también en otras situaciones; el trabajo que realizan en la diplomacia parlamentaria es vital para el trabajo de la diplomacia de la Unión Europea. Quiero agradecerles por eso, y por representar la vibrante democracia europea con una variedad de puntos de vista. Su compromiso y su trabajo constante con los parlamentos, la sociedad civil, los activistas y el sector privado de todo el mundo es extremadamente importante. Creo que esta es una parte integral de nuestro trabajo, y me gustaría aprovechar esta oportunidad también para agradecerles por su labor para mantener los lazos entre el pueblo europeo y el pueblo de Chile, a través de la diplomacia parlamentaria.

Muchas gracias. 

Link al video: https://audiovisual.ec.europa.eu/en/video/I-180570 

Уреднички написи: