Delegación de la Unión Europea en Chile

La Unión Europea y Chile inician negociaciones sobre la Modernización del Acuerdo de Asociación

El objetivo es actualizar el Acuerdo de Asociación UE-Chile firmado hace catorce años, con el fin de adaptar sus ambiciones políticas y de cooperación y sus disposiciones comerciales a los actuales acuerdos de la UE. A principios de 2018, tendrá lugar una segunda ronda de negociaciones.

La Alta Representante y Vicepresidenta del Servicio Exterior de la UE, Federica Mogherini ha declarado: «Un acuerdo renovado con Chile reforzará nuestras ya excelentes relaciones y abrirá nuevos ámbitos de cooperación. Nos brindará un marco avanzado para seguir defendiendo la paz y la seguridad en el mundo, unas economías libres y abiertas, unas sociedades inclusivas y la promoción de bienes comunes a escala mundial.»

A su vez, Cecilia Malmström, Comisaria de Comercio, ha declarado: «Chile es nuestro socio comercial más antiguo de América Latina y un aliado clave. Nuestro acuerdo actual ha incrementado sustancialmente los flujos comerciales entre ambas partes en la última década y media. Sin embargo, necesitamos un nuevo acuerdo para hacer frente a los retos políticos y de carácter general a los que nos enfrentamos hoy en día, ya que el de 2003 deja fuera numerosos e importantes temas relacionados con el comercio, los servicios y las inversiones. Con las conversaciones que iniciamos ahora aspiramos a poner en marcha un acuerdo comercial renovado y de gran valor que abarque todos los ámbitos, incluidos los que reflejan valores compartidos, tales como el desarrollo sostenible, la ayuda a las pequeñas y medianas empresas, y los esfuerzos para luchar contra la corrupción. Y, por primera vez, uno de nuestros acuerdos comerciales incluirá objetivos comunes sobre el papel clave de las mujeres en el comercio».

Este acuerdo se añade a los recientes acuerdos celebrados con éxito con Canadá, Vietnam, Singapur y Japón, entre otros, ampliando la alianza de socios comprometidos con el multilateralismo, el Estado de Derecho y las normas progresistas para el comercio mundial.

Contexto

Desde la celebración del Acuerdo de Asociación con Chile, la UE ha impulsado una relación más estrecha en numerosos ámbitos. La modernización del acuerdo permitirá profundizar más nuestras relaciones en torno a retos mundiales como el cambio climático, los objetivos de la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible, la cooperación económica y social en ámbitos como la utilización eficiente de la energía, las pequeñas y medianas empresas, la juventud y las políticas educativas y de empleo, y reforzará nuestra cooperación en materia de género y capacitación de las mujeres.

La UE es el segundo socio comercial de Chile y representó el 14,9 % del comercio total de este país en 2016. El comercio bilateral se ha mantenido estable durante los últimos tres años, y la Unión registró un excedente comercial de 1.200 millones de euros en 2016. La UE es el mayor inversor extranjero de Chile y representa casi la mitad de los flujos de inversión extranjera directa en el país.

Desde la entrada en vigor del Acuerdo de Asociación en 2003, las exportaciones de la UE a Chile han aumentado un 170 % y las importaciones cerca de la mitad. Por su parte, las importaciones y exportaciones de la UE en el ámbito de los servicios han aumentado en más de una cuarta parte entre 2010 y 2015. En 2016, la UE exportó a Chile principalmente maquinaria y medios de transporte, productos químicos y bienes manufacturados, mientras que las exportaciones de Chile a la UE estuvieron dominadas por alimentos y animales vivos, materias primas (principalmente cobre), así como productos manufacturados.

Más información

Relaciones comerciales entre la UE y Chile

Relaciones políticas entre la UE y Chile

Experiencias de exportadores

Secciones editoriales: