Հայաստանում Եվրոպական միության պատվիրակություն

Coctel - Día de Europa

21/05/2019 - 22:08
News stories

El Embajador de la Unión Europea en la República Dominicana, señor Gianluca Grippa, ofreció en su residencia un cóctel en conmemoración del 69 aniversario del Día de Europa.

El fraternal encuentro, al que se dieron cita representantes del gobierno dominicano, del sector financiero y del sector privado, así como embajadores europeos adscritos al país, funcionarios de la Unión Europea en el país, y amigos de la institución, fue un espacio para compartir y celebrar juntos los 30 años de relaciones que sostienen la República Dominicana con la unión de estados europeos.

 

El 9 de mayo se conmemora a nivel mundial, pues este día en el 1950 el ministro de Exteriores francés Robert Schuman pronunció un histórico discurso en el que expuso una nueva forma de cooperación política entre los países del continente europeo proponiendo una Europa unida para lograr la paz mundial tras las dos grandes guerras que habían asolado el viejo continente. En la Declaración, Schuman planteaba la idea de crear una institución europea que mancomunara y gestionara la producción de las industrias de la guerra - el  carbón y el acero- entre Francia y Alemania. Se trataba de lo que más tarde se convertiría en la Unión Europea. 

 

Actualmente, la Unión Europea comprende una región de más de 500 millones de ciudadanos que conviven en total libertad, estabilidad y, sobre todo, paz desde hace más de siete décadas. Esta comunidad europea cuenta, al día de hoy, con uno de los sistemas económicos más prósperos y avanzados.

 

Su Parlamento dejó de ser una asamblea puramente consultiva para convertirse en un órgano legislativo con poderes presupuestarios y de control democrático sobre otras instituciones, ejerciendo competencias comparables a las de los parlamentos nacionales, a escala europea.

 

Precisamente, para alcanzar los objetivos de la Unión Europea, basados en firmes principios y valores humanos universales, del 23 al 26 de mayo cientos de millones de ciudadanos europeos elegirán un nuevo Parlamento Europeo que es, con 751 miembros, una de las asambleas democráticas más grandes del mundo y una institución clave del proceso de integración de la Unión Europea.

 

Discurso del Embajador Grippa

Estimada Señora Viceministra para Asuntos Consulares y Migratorios, Sra. Marjorie Espinosa en representación del Excelentísimo Ministro de Relaciones Exteriores, Miguel Vargas Maldonado

Estimado Ordenador Nacional de los Fondos Europeos, Embajador Antonio Vargas,

Distinguidos ministros, vice ministros y demás autoridades,

Estimados colegas Embajadores de los Estados miembros de la Unión Europea,

Estimado Representante del Banco Europeo de Inversiones,

Distinguidos miembros del cuerpo diplomático y consular y representantes de organismos internacionales,

Estimados representantes del sector privado y de la sociedad civil,

Amigas y amigos de la Unión Europea,

Amigos de la prensa,

Señoras y señores,

Permítanme empezar mi alocución agradeciendo su presencia en este día tan importante para la Unión Europea. Como muchos de Ustedes saben, un día como hoy en el año  1950 (mil novecientos cincuenta) el ministro de Asuntos Exteriores de Francia Robert Schuman pronunció un histórico discurso en el que expuso una nueva forma de cooperación política entre los países del continente europeo,  proponiendo  una Europa unida para lograr la paz mundial tras las dos grandes guerras que habían asolado el viejo continente. En la Declaración Schuman, como pasó a conocerse, el ministro francés planteaba la idea de crear una institución europea que mancomunara y gestionara la producción de las industrias de la guerra - el carbón y el acero - entre Francia y Alemania. Se trataba del embrión de lo que más tarde se convertiría en la Unión Europea.  

Hoy, 69 (sesenta y nueve) años después, la Unión Europea abarca una región de más de 500 millones de ciudadanos que conviven en total libertad, estabilidad y, sobre todo, paz desde hace más de siete décadas. Y todo ello en uno de los sistemas económicos más prósperos y avanzados del mundo.

- De las elecciones al parlamento Europeo

Una de las instituciones principales de la Unión Europea es el Parlamento el cual, tras los sucesivos tratados que dieron impulso a la Unión Europea, dejó de ser una asamblea puramente consultiva para convertirse en un órgano legislativo con poderes presupuestarios y de control democrático sobre otras instituciones, ejerciendo competencias comparables a las de los parlamentos nacionales, y esto a escala europea.

Precisamente, para alcanzar los objetivos de la Unión Europea, basados en firmes principios y valores humanos universales, del 23 al 26 de mayo cientos de millones de ciudadanos europeos elegirán un nuevo Parlamento Europeo que es, con 751 miembros, una de las asambleas democráticas más grandes del mundo y una institución clave del proceso de integración de la Unión Europea.

El Parlamento Europeo está especialmente comprometido con la promoción de la democracia en todo el mundo. Es la primera institución regional, y europea, en haber elegido sus miembros por sufragio universal directo, lo que representa un ejemplo y modelo de democracia con vocación de inspirar otros procesos electorales.  

Siendo así, el Parlamento entiende que su papel no solo consiste en fomentar los procesos democráticos en Europa, sino también en prestar apoyo a quienes luchan por la democracia, las libertades fundamentales y por una democracia basada en unas elecciones libres, transparentes y justas en todo el mundo. Es por esta razón que el Parlamento participa en actividades de observación electoral y trabaja para consolidar la legitimidad de los procesos electorales enviando cada año varias delegaciones parlamentarias para observar elecciones en terceros países.

Las elecciones al Parlamento Europeo, hoy más que nunca, revisten una  gran transcendencia para el futuro de Europa y su papel en el mundo durante los próximos años. Del resultado de éstas elecciones dependerá que la Unión Europea pueda avanzar en la construcción europea y afianzarse en la escena internacional. Igualmente, del resultado de las elecciones dependerá que Europa siga siendo un continente abierto y tolerante. ¡Y no albergo la menor duda de que así será¡ Europa nunca dará la espalda al mundo, y aún menos a los países y personas en dificultad.

Las  elecciones  europeas  se  celebran  en  un  momento  crucial,  no  sólo  para  Europa  sino para el resto del mundo. En este momento convulso, observamos un alarmante aumento de varios movimientos que amenazan la coexistencia pacífica y la defensa de los valores intrínsecos de la Unión Europea. Frente a estos movimientos, la Unión Europea responde con más democracia poniendo el ciudadano al centro del diseño de sus políticas.

- De la alianza y cooperación EU- RD   

Permítanme ahora referirme a las relaciones entre la Unión Europea y la República Dominicana,  pues este año marca un gran hito al celebrase el trigésimo aniversario de sólidas y fructíferas relaciones. 30 años de trabajo conjunto para el desarrollo de la República Dominicana en los que se han profundizado los lazos de amistad que nos unen. 

El fortalecimiento de los vínculos de la República Dominicana con la Unión Europea se inició con su  adhesión al Convenio de Lomé IV con los países de África, Caribe y Pacifico en 1989. Durante este proceso, se ha progresado en el diálogo político, con resultados significativos en el orden institucional, social, económico y ambiental, en beneficio del desarrollo de la Republica Dominicana.

Durante estos 30 años, también se han producido importantes cambios políticos, económicos y sociales en el mundo, y la República Dominicana ha tenido la oportunidad de aprovechar este proceso acompañada de la cooperación de la Unión Europea, lo que ha permitido un crecimiento económico que la ha llevado a convertirse en un país de renta media. En 30 años se han llevado a cabo programas y proyectos en ámbitos tan distintos como la educación, la reforma del Estado, los derechos humanos, las relaciones binacionales con Haití, el medio ambiente y la gestión del riesgo de desastres, los sectores productivos y el apoyo a las pequeñas y medianas empresas, y todo ello de acuerdo con la Estrategia Nacional de Desarrollo. 

- De las relaciones comerciales UE-RD

Fruto de esta relación privilegiada lo constituye la firma del Acuerdo de Asociación Económica (EPA) EU-CARIFORUM, del cual la República Dominicana es parte, lo que me lleva a mencionar otro importante acontecimiento: el año pasado celebramos su décimo aniversario. Este acuerdo ha brindado múltiples beneficios tanto para la República Dominicana como para Europa. Sectores como el banano, el cacao, el tabaco, el ron, el mango y los vegetales orientales pero también productos médicos y calzados, han encontrado en Europa un mercado que les ha permitido crecer y desarrollarse, generando empleos, divisas, riquezas y experiencias que también están siendo aplicadas en el acceso a otros mercados.

Queda pendiente uno de los objetivos fundamentales del EPA: la creación de una zona de Libre Comercio en el CARIFORUM, que regularía el comercio entre sus países miembros, incluyendo el comercio entre la República Dominicana y Haití.

- Del futuro de las relaciones UE- ALC

Mirando al futuro, no puedo dejar de mencionar las importantes negociaciones que se están llevando a cabo en estos momentos para renovar el Acuerdo de Cotonou que expirará en febrero del próximo año. Estas negociaciones revisten una gran relevancia pues los acuerdos alcanzados regirán el marco político, institucional y financiero de la relación de la Unión Europea con los países de África, Caribe y Pacífico durante los próximos años. La UE está comprometida con la conclusión de un acuerdo que tenga en cuenta las particularidades de cada región y de cada país. El futuro acuerdo abarcará ámbitos prioritarios como la democracia y los derechos humanos, el crecimiento económico y la inversión, el cambio climático, la erradicación de la pobreza, la paz y la seguridad, y la migración y la movilidad.

El actual entorno geopolítico en rápida evolución introduce nuevos retos y oportunidades para la asociación entre la Unión Europea y América Latina y el Caribe, haciendo más necesaria una cooperación regional y bilateral más eficaz; una asociación renovada centrada en el comercio, la inversión y la cooperación sectorial y política. En este sentido, y haciendo hincapié sobre el futuro,  el  compromiso de la Unión Europea con la región de América Latina y el Caribe, se pone de  manifiesto también con la adopción, en abril de este año, de una Comunicación sobre el futuro de nuestras relaciones que constituirá la base para el diálogo entre nuestras dos regiones.

La cooperación para el cumplimiento de la Agenda 2030 así como para de la plena aplicación del Acuerdo de París sobre el cambio climático, entre otros, será un componente fundamental del nuevo marco.  Igualmente, América Latina y el Caribe son socios esenciales para la UE en los foros multilaterales. Sin su apoyo, la UE sería incapaz de alcanzar objetivos en ámbitos como el cambio climático, el desarrollo sostenible, la paz, la seguridad y los derechos humanos.

Esta comunicación hace gala de pragmatismo al reconocer las numerosas realidades de la región;  los países socios tienen diferentes prioridades políticas y necesidades. Así,  manteniendo los actuales niveles de compromiso — multilateral, birregional, subregional y bilateral, la Unión Europea profundizará la asociación con los grupos regionales interesados y los países que deseen  intensificar su compromiso con los objetivos que compartimos.

Para finalizar y por todo lo anteriormente mencionado, así como por los lazos históricos y culturales que nos unen, la República Dominicana es para Europa un aliado clave en ese camino hacia un mundo mejor. Nuestra relación con la República Dominicana es un proyecto vivo, dinámico y en constante evolución; ésta es y seguirá siendo una prioridad para la Unión Europea.    

¡Viva la Unión Europea!

¡Viva la República Dominicana!

 

Խմբագրական բաժիններ: