Cooperación de la UE con Centroamérica

La asociación entre la UE y América Latina se fundamenta en unos vínculos históricos y culturales muy estrechos, unos intercambios entre pueblos muy extendidos, unos flujos comerciales y de inversión sólidos y en crecimiento; y unos cimientos profundos conformados por valores y aspiraciones comunes: el compromiso con la democracia, los derechos humanos y el Estado de derecho, la búsqueda de la cohesión social y el desarrollo sostenible.

Esta relación se formalizó en 1999, donde se estableció una asociación estratégica  birregional, en cuyo marco se han celebrado cumbres periódicas, la última en Bruselas en 2015. La UE ha concertado una amplia red de asociación y otros acuerdos con países individuales de América Latina y con agrupaciones regionales. Centroamérica es una de dichas regiones.

Los instrumentos de cooperación al desarrollo de la UE han sido una piedra angular crucial de esta relación, a lo largo de los años; la cooperación de la UE se ha implementado a través de: 1) programas bilaterales con países individuales, 2) mediante programas regionales como con Centroamérica, y 3) mediante programas aplicados a escala continental (América Latina).

El programa de cooperación para Centroamérica 2014-2020 se encuentra incluido en el documento “Programa indicativo plurianual regional para América Latina”, en su COMPONENTE 2: Programa indicativo plurianual para actividades de cooperación subregional con América Central, que dispone, para estos 7 años, de 120 millones de euros.

La UE, en línea con las prioridades identificadas por los Estados Miembros del SICA, elaboró el programa indicativo basado en los 3 sectores focales a los que la UE puede brindar mayor valor agregado, a saber:

1) Apoyo a la integración económica regional, incluyendo los compromisos tomados en esta área al momento de la suscripción del Acuerdo de Asociación con Centroamérica.

El objeto de esta prioridad se basa en contribuir al desarrollo inclusivo y sostenible de Centroamérica, a través de una mejorada integración económica regional. Es necesaria la reducción de las restricciones regionales a la competitividad, la diversificación y la inversión en Centroamérica, a través del apoyo a instituciones económicas regionales. De igual forma, se procura maximizar los beneficios de la población centroamericana frente a la implementación de los componentes económicos del Acuerdo de Asociación UE-CA. El monto asignado para el cumplimiento de esta prioridad es de 40 millones de euros.

2) Apoyo a la estrategia de seguridad regional y el estado de derecho.

En el marco de la Estrategia de Seguridad de Centroamérica  (ESCA), esta prioridad pretende alcanzar la reducción de los casos de crímenes violentos e impunidad en la región, al igual que el respeto de los derechos humanos y la promoción de una cultura de paz. Para esto es necesario fortalecer la capacidad de la región para disminuir la incidencia de organismos criminales transnacionales y de sus actividades, al igual que la mejora de capacidades para que sea brindado un servicio efectivo y verificable de seguridad y justicia a la población. El monto asignado para el cumplimiento de esta prioridad es de 40 millones de euros.


3) Apoyo a la estrategia regional para el cambio climático y la política centroamericana de gestión integral de riesgo.

El objetivo de esta prioridad, en el marco de la Estrategia Regional contra el Cambio Climático, es contribuir a hacer frente al cambio climático y a las cuestiones relacionadas con el medio ambiente, apoyando la adopción y la aplicación de medidas de adaptación, de mitigación y de reducción del riesgo de desastres y promoviendo inversiones que impliquen un bajo nivel de emisiones. Se quiere también Contribuir a la aplicación de políticas regionales pertinentes como la Política Centroamericana para la Gestión Integral del Riesgo (PCGIR) y el Plan Regional de Reducción de Desastres (PRRD).El monto asignado para el cumplimiento de esta prioridad es de 35 millones de euros.

Back to Cooperación al Desarrollo